miércoles, noviembre 08, 2006

BAILANDO CON FELLÉ

La historia comenzó a finales de septiembre... se me ocurrió que antes de irme debo de compartir todo lo que he ido aprendiendo... de ahí surgió la idea del Diplomado que estoy coordinando en UNIBE... hoy la noche fue mágica... dentro de las clases el ritmo... cuando pensé quien debía ser el indicado Fellé vino a mi mente... y hoy estuvimos el grupo trabajando con el ritmo interno, ensamblando nuestros ritmos y creando música... lo que más admiro de Fellé es su capacidad para hacer de todo un instrumento, desde cubos de pintura, cilindros de gas, tanques, tapas de calderos, orinales... a veces cuando doy taller sobre Danza y Movimiento Terapia, mucha gente dice que no sabe bailar, que no tiene ritmo, que no sabe moverse... entonces simplemente respiro, respiro con ellos y les hago notar que todos tenemos un ritmo y que a partir de ese ritmo vamos siendo... la noche mágica fue por eso... porque cada una pudo descubrirse, conocer sus capacidades y sus debilidades... estamos completos ché! crear, recrear, recrearse...
La noche fue mágica, lo que pasó fue hermoso... pude bailarlo frente al grupo y fue hermoso, porque de las maracas hechas con potes de sal y unas bolitas dentro, las alas nuevamente surgieron... y es curioso porque antes le daba forma a mis sueños con mis dedos, como si dibujara en arena... hoy el instrumento se quedó en mi mano... ya la forma estaba creada y los brazos aleteaban, desde el centro del pecho salían flechazos de colores... cerré los ojos y en un momento de comunión conmigo supe que todo estaba... que todo ES... así jugando... bailándome, dejándome llevar... compartir luego un diálogo corporal, un baile común con Pastora Delgado... sin palabras... todo ahí en ese espacio y en ese tiempo... uffff... hay registros... fotos, vídeos... pero ya el alma anda impregnada, preñada de esas luces... gracias Ana, gracias Fellé...
En el título sale la página web de Fellé...

2 comentarios:

Rosannita dijo...

A mí me pasa alguo curiosos. Considero que antes sabía bailar más que un trompo, tanto que quería inscribirme en danza moderna pero nunca lo hice... Luego de adulta se me olvidó bailar... Lo atribuyo a que me acomplejé...
:S

lagitti dijo...

e que ei gurú e un encanto!